TRATAMIENTO DEL ALCOHOLISMO EN MÁLAGA

Adicción al Alcohol

El consumo problemático de alcohol en nuestro país sigue siendo un problema altamente silenciado, baste significar como en los medios de comunicación se dice “el alcohol y las drogas”, como si el alcohol no fuera una droga, o como ha sido imposible elaborar una ley de protección del consumo de alcohol a los menores en toda la Democracia.

Adicción al alcohol en Málaga

La adicción al alcohol es uno de los grandes problemas de adicción en la actualidad. Según las estimaciones, en Málaga una de cada diez personas muestra los comportamientos propios de la adicción al alcohol: bebe a diario en grandes cantidades, es incapaz de controlar la necesidad de ingerir alcohol o sufre problemas financieros, personales y laborales derivados de esta enfermedad psicológica; además de los problemas de salud que conlleva esta adicción, como el daño hepático y el mental.

 

El alcohol es la droga más consumida en nuestro país debido a que se encuentra legalizada y socialmente aceptada, por lo que identificar los síntomas de una adicción no siempre resulta fácil. Además, es preocupantemente creciente la adicción al alcohol en jóvenes, ya que desde edades tempranas está visto como un factor de socialización, desinhibición e integración que es difícil desligar de eventos como fiestas, salidas nocturnas, bodas…

 

El principal problema en cuanto a la adicción al alcohol en los adolescentes es que no suele ser fácilmente reconocible. Al no beber entre semana, los jóvenes no consideran que tengan un problema con el alcohol, pero las “borracheras” de los fines de semana o la repetición continuada de esos hábitos de consumo pueden derivar en un problema más grave. 

 

El abuso de las sustancias alcohólicas es el paso previo a la adicción y está considerado como una conducta de riesgo de alcoholismo. Los mayores episodios de abusos de alcohol, las conocidas como borracheras, suceden con relativa frecuencia entre jóvenes. De hecho, según las estadísticas, el 74% de los jóvenes con edades comprendidas entre los 14 y los 18 años habrían consumido alcohol durante el último mes, y el 15% de los mismos habría alcanzado un episodio alcohólico de cierta relevancia. 

 

Sin embargo, hay muchos factores que pueden intervenir a la hora de crear una adicción al alcohol, como los factores sociales, la personalidad o la predisposición genética. 

Síntomas de la adicción al alcohol

A menudo cometemos el error de pensar que una persona alcohólica es solamente aquella que consume grandes cantidades de alcohol. Sin embargo no siempre es un factor determinante o excluyente. Así, algunos alcohólicos son capaces de controlar la cantidad de alcohol consumida al día, aunque son incapaces de mantenerse sobrios, mientras que otros beben todo el día de manera abusiva.  En cualquier caso, hay un cuadro clínico muy bien definido para identificar los síntomas de la adicción al alcohol.

  • Fuerte necesidad de beber
  • Incapacidad para mantenerse sobrio o dejar de beber a lo largo del día
  • Perder el control sobre la cantidad de bebida ingerida
  • Síntomas físicos de abstinencia (de los que hablaremos a continuación)
  • Alta tolerancia al alcohol, necesitando cada vez más cantidad
  • Incapacidad para dejar de consumir alcohol  aunque ya empiecen a advertirse consecuencias
  • Pérdida de interés por actividades o relaciones sociales que no se conlleven el consumo de alcohol
  • Necesidad de invertir gran cantidad de tiempo en conseguir la bebida, ingerirla o recuperarse de los efectos
  • Consumo de alcohol desde las primeras horas del día

Los síntomas más evidentes de la adicción al alcohol, casi con total seguridad son los provocados por el síndrome de abstinencia. Cuando un adicto al alcohol pasa varias horas sin beber, empieza a experimentar los síntomas propios de la abstinencia, que pueden producir desde síntomas más leves como ansiedad, trastornos del sueño, sudores o temblores, hasta otros de carácter muy grave como convulsiones e incluso alteraciones de la percepción (alucinaciones). Si las alucinaciones son de carácter grave se puede llegar al cuadro conocido como delirium tremens, una emergencia médica con una mortalidad del 5% a pesar de instaurar un tratamiento y por lo que se recomienda acudir a un profesional antes de abandonar el consumo de alcohol, previniendo de esta forma la aparición y fatal desenlace del mismo.

En 2014 se realizaron en España cerca de 30.000 solicitudes de tratamiento por problemas con el alcohol y es que dejar o reducir el consumo de alcohol no es fácil, sin embargo, en Control Clinic, a nuestra experiencia (médico con más de 25 años de trabajo en el tratamiento específico del alcohol) unimos nuestra cualificación en el ámbito de las Adicciones, de las Terapias Complementarias (además de la Medicina y Psicología convencional) y nuestras técnicas de motivación.

Dado que el alcohol es la única sustancia que puede llevar a la muerte por su abandono (Delirium Tremens) somos especialmente cuidadosos en el tratamiento de desintoxicación de las personas con problemas por consumo de alcohol, adaptando el tratamiento farmacológico al paciente de manera personalizada, al realizar una valoración previa de las causas que llevan al consumo, de la forma de consumir y de todas aquellas patologías que pueden relacionarse con este (problemas digestivos, neurológicos, depresión, ansiedad …)

Consecuencias de la adicción al alcohol

Las consecuencias del consumo excesivo de alcohol pueden llegar a ser muy graves para el organismo, llegando incluso a producir la muerte. 

Según las estadísticas, el 10% de las muertes que se producen en nuestro país son a causa del alcohol. 
Además de los conocidos daños hepáticos, que son los más frecuentes en este tipo de adicción (cirrosis, hepatitis alcohólica, esteatosis hepática…), la ingesta abusiva de alcohol puede producir otros daños:


  • Daños cerebrales: el alcohol destruye millones de células cerebrales, lo que puede desencadenar problemas progresivos de pérdida de memoria o concentración. Además, las consecuencias pueden volverse más graves, llegando a un deterioro cognitivo o incluso hasta la demencia. 
  • Inflamación de los órganos del aparato digestivo: gastritis, pancreatitis.
  • Aumento del riesgo de padecer cáncer de boca, lengua, garganta, laringe o esófago.
  • Disminución de la potencia sexual.

Aunque los efectos físicos del alcohol son los más evidentes y los que pueden llevar al adicto al alcohol a la muerte, los efectos psicológicos no se quedan atrás. El alcoholismo puede provocar cambios de personalidad, causando  cuadros de agresividad, irritabilidad o depresión. Además, no podemos olvidar el efecto directo del consumo de alcohol sobre los accidentes de tráfico que se producen cada año y que son provocados por conductores ebrios. 
 

Por último, las consecuencias del alcoholismo suelen provocar daños en la estructura familiar, pudiendo ocasionar problemas de relaciones de pareja, dificultades financieras y problemas sociales de gravedad; llegando a aislar al adicto y su familia. 

Superar la adicción al alcohol

Es posible superar la adicción al alcohol, aunque es muy difícil hacerlo sin ayuda profesional, por fortuna en Málaga contamos con unos de los mejores especialistas dada su trayectoria con más de 25 años tratando adictos, el Doctor Jose Caracuel dirige un centro especializado en el abordaje de la adicción en Málaga, Control Clinic sin duda es un referente en España en el tratamiento de todo tipo de adicciones, dado que gracias a las nuevas tecnologías el Dr. Jose Caracuel atiende por videoconsulta apacientes en Madrid, Barcelona, Bilbao, Sevilla, Córdoba, Granada…. e incluso en Jordania, Escocia o Macedonia del Norte.

 

Uno de los mayores problemas a la hora de dejar el alcohol es la llamada memoria de la adicción (relación que se produce en el cerebro al asociar el alcohol con una sensación de bienestar temporal), lo que hace que con el paso del tiempo y a pesar de haber pasado por el proceso de desintoxicación, estímulos como el olor a alcohol puedan conllevar una recaída al reactivar la memoria de la adicción. Por eso, la adicción al alcohol requiere de un tratamiento a largo plazo que empieza por el reconocimiento del problema. La mayoría de los alcohólicos no suelen reconocer que tengan una dependencia, bien por vergüenza o porque tienen miedo a dar el paso de dejar su consumo. 

 

 

El tratamiento por alcoholismo suele constar de varias fases, que deben ser supervisadas en cualquier caso por un médico o  psicólogo especialista en adicción al alcohol para obtener un resultado satisfactorio. Este tratamiento, tiene que ser individualizado para cada paciente, pero tiene que hacer especial hincapié, en las patologías coexistentes en la persona, (fundamentalmente en las psicológicas) y en el sexo de la persona con el problema (dado que no son las mismas motivaciones para el consumo las que expresan las mujeres y los hombres)

.

En la primera fase, considerada de contacto lo más importante es que el médico o psicólogo concluya el diagnóstico de alcoholismo, que revise si existe una dependencia real, evaluar si ya existen daños urgentes y tratarlos, ver la predisposición del paciente a ser tratado y preparar la desintoxicación.  Una vez comienza la fase de desintoxicación, se valora si el paciente debe ser tratado de forma ambulatoria  (en la casa del paciente) o bien debe ser ingresado en un centro (debido a su falta de soporte familiar, o por las patologías del paciente, o simplemente por el elevado consumo). Control Clinic colabora con varios centros de desintoxicación en Málaga en los que ingresar de manera inmediata a los pacientes que así lo demanden o precisen. 

La desintoxicación del alcohol suele durar comúnmente unas dos-tres semanas y puede estar apoyada por medicamentos que ayuden a reducir los síntomas del síndrome de abstinencia. Tras la terapia de desintoxicación el enfermo de alcoholismo debe seguir siendo apoyado psicológicamente porque el riesgo de recaída es grande.

 

La siguiente fase es la de deshabituación. Una vez el cuerpo se ha desintoxicado del alcohol, es necesario un apoyo psicológico para reforzar la abstinencia y hacer que el paciente abandone el hábito del consumo de alcohol. La terapia se realiza de forma individual.

 

Al finalizar la fase de deshabituación, debe realizarse atención posterior o seguimiento, preferemente en un centro de especializado en desintoxicación del  alcohol como lo es Control Clinic.

 

Superar la adicción al alcohol es posible, pero hay un cierto riesgo de por vida debido a la ya mencionada memoria de la adicción, por lo que el paciente debe permanecer alerta ante cualquier posible síntoma de recaída. 

La importancia de la familia es fundamental en el proceso de rehabilitar a un adicto al alcohol, tanto en el apoyo que precisa mientras la persona no es consciente de su problema, como en la colaboración y soporte que presta cuando se inicia el proceso de dejar o reducir el consumo. En todo momento en Control Clinic acompañamos a la familia dándole pautas y herramientas específicas para sumar fuerzas en la misma línea de trabajo y optimizar el tratamiento para dejar el alcohol.

Adiccion al Alcohol
Entrevista al Dr. Jose Caracuel

Ellos ya han dejado el alcohol

5/5
He acabado con mi adicción al alcohol gracias al Dr. Jose Caracuel,han sido momentos muy dificiles pero altamente recompensados.
Testimonio adicto al alcohol
Manolo P.
5/5
No dudes en visitar al Dr. Jose Caracuel, reconoce tu adicción al alcohol y deja de beber, ahora soy la mas feliz del mundo.
Testimonio Ex-adicta al alcohol
Ana V.

Tu puedes controlar tus problemas con al alcohol

Tú puedes controlar tus problemas con el  alcohol, en nuestro centro en Málaga Control Clinic.

 

Nuestros pacientes son tratados en varias líneas de trabajo: la del consumo de alcohol  y su síndrome de abstinencia  o fase de deshabituación. 

 

Son cientos los pacientes rehabilitados gracias a la metodología empleada por el Dr. Jose Caracuel, contacta con nosotros para empezar una vida nueva saludable acompañada de tus seres queridos.

Cita Previa Consulta tratamiento de adicción al alcohol en Málaga

Llámanos – Whatsapp

658 800 000

E-Mail

info@controlclinic.com

Domicilio

Calle Ayala, 1, Oficina 1, 29002 Málaga, España

Ir arriba